Asesinan de cuatro disparos a un testigo clave de la tragedia de Once

tragedia-once-2

Leonardo Andrada, quien era el motorman que conducía el tren que terminó chocando contra la terminal en la tragedia de Once resultó muerto tras cuatro disparas de un arma de fuego. Era un testigo clave en la causa de uno de los principales accidentes ferroviarios de la historia del país donde se encuentra imputado su excolega Marcos Córdoba, conductor en el momento del impacto de la formación en Once. 

Leonardo Andrada fue asesinado ayer a la mañana de cuatro disparos y la policía investiga las causas de la tragedia. Andrada, quien fue uno de los dos motorman que condujo la formación el día de la tragedia en la que murieron 51 personas, le había dado su lugar en la estación Castelar, a Marcos Córdoba, conductor que está imputado por la tragedia de Once.

Los efectivos policiales encontraron a Andrada con cuatro disparos ubicados en la espalda. Según se informó, iba de la casa de su madre hacía el trabajo. Vale destacar que no se le robó dinero sino solo su celular, algo que llama la atención y alarma a los familiares de las victimas tras un testigo clave en la búsqueda de la justicia sobre este desastre que dejó cientas de familias perjudicadas allá por el 22 de febrero del 2012.

Entre los dichos de Andrada en la justicia, afirmó que la formación había salido con más pasajeros que lo habitual por retrasos en el servicio y cargaba el triple del peso que pueden soportar las formaciones de la ex línea Sarmiento.

Andrada, casado y padre de dos hijos, tenía 53 años y estaba a dos de jubilarse.

En esta causa se encuentras procesados los ex secretarios de Transporte Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi, por los delitos de abuso de autoridad e incumplimiento de los deberes de funcionario público

 






Temas:



Comentarios

Back to Top ↑