Premian a investigadora marplatense por innovación en injerto vascular

Captura-11-620x350

Se trata de Florencia Montini Ballarin y tiene 32 años. El trabajo realizado se centra en la generación de un conducto creado con un novedoso material biomimético con propiedades similares a la de los vasos sanguíneos.

Una investigadora marplatense fue premiada como Innovadora -menor de 35 años- por la revista MIT Technology Review. La científica llamada Florencia Montini Ballarin participó de un equipo que se dedicó a trabajar en “injertos vasculares de pequeño diámetro antitrombogénicos biomiméticos para cirugía de bypass coronario”.

La marplatense de 32 años está a punto de ser mamá y trabaja en el Instituto de Investigación en Ciencia y Tecnología de los Materiales (INTEMA, CONICET-UNMdP) y creó, junto a un gran equipo, un material biomédico con las mismas propiedades que los vasos sanguíneos.

En declaraciones a la web del CONICET, Montini Ballarin, expresó: “Este premio significa un gran reconocimiento al trabajo realizado no sólo por mi sino por todos los que colaboraron en el mismo. Es muy satisfactorio ver que el trabajo realizado es reconocido por entidades de divulgación científica como la revista MIT Technology Review“.

En referencia al trabajo realizado, la investigadora destacó: “En particular, este proyecto ha logrado obtener un producto con resultados prometedores como resultado de dos tesis doctorales de la división: la tesis del Dr. Caracciolo, quien desarrolló uno de los polímeros utilizados, y luego mi tesis doctoral que se centró en el diseño del injerto vascular”.

La investigación se centra en la generación de un conducto creado con un novedoso material biomimético con propiedades similares a la de los vasos sanguíneos, que no produce coágulos y es reabsorbible por el cuerpo. Estos materiales que imitan las propiedades naturales del cuerpo es una búsqueda científica de muchos años ya que los materiales artificiales para las técnicas quirúrgicas como el bypass suelen tener complicaciones porque el cuerpo humano es incapaz de regenerarlos por no tener las mismas propiedades.

“La implementación exitosa de este proyecto genera un número de beneficios para la sociedad en general y el sector productivo porque permite el desarrollo de un injerto vascular para ingeniería de tejidos, que también puede adaptarse a otras aplicaciones clínicas además de bypass coronario como injertos de fístulas de diálisis arteriovenosa“, concluyó la científica marplatense.








Comentarios

Back to Top ↑