Texiles advierten dificultades para financiarse y peligrosas resoluciones del Gobierno

WhatsApp Image 2018-05-30 at 16.46.39

Desde la Cámara Textil solicitaron que el gobierno nacional reconsidere el contenido de una disposición que modificó los criterios para determinar qué empresas encuadran dentro de la categoría pyme, a la vez que inició gestiones ante las autoridades del Banco de la Provincia de Buenos Aires, para que la entidad le otorgue al sector una “tasa preferencial” para el descuento de cheques de terceros. 

Frente a las nuevas dificultades que enfrenta la actividad industrial, la Cámara Textil de Mar del Plata solicitó que el gobierno nacional reconsidere el contenido de una resolución que modificó los criterios para determinar qué empresas encuadran dentro de la categoría pyme, a la vez que inició gestiones ante las autoridades del Banco de la Provincia de Buenos Aires, para que la entidad le otorgue al sector una “tasa preferencial” para el descuento de cheques de terceros.

Mediante una nota dirigida al secretario de Emprendedores Pyme del Ministerio de Producción de la Nación, Mariano Mayer, la Cámara expresó su “preocupación” por los cambios recientemente introducidos en la norma que determina qué tipo de empresas pueden ser consideradas pymes en función de su facturación, actividad y cantidad de personal, entre otros parámetros.

En este caso, la institución advirtió sobre el impacto que esta disposición tendrá entre las empresas textiles marplatenses debido a que a partir de ahora sólo serán consideradas pequeñas empresas aquellas que posean menos de 60 empleados a su cargo.

En una nota dirigida a Meyer, el presidente de la Cámara Textil, Juan Pablo Maisonnave, aseguró que esta medida “implica que muchos de los establecimientos textiles dejarán de ser pequeñas empresas para quedar categorizadas como  medianas empresa del tramo 1,  lo que producirá una importante pérdida de los beneficios contemplados” en la Ley de Fomento Pyme.

Por eso Maisonnave solicitó que el gobierno dé marcha atrás con este nuevo requisito ya que según explicó, su imposición “es contraria al espíritu de la ley” y “atenta contra el cuidado y la generación de empleo”.

Asimismo argumentó que el sector textil, así como la industria en general, “atraviesa por una situación compleja”, lo que requiere “de políticas y medidas que aumenten la competitividad y ayuden a mantener las fuentes de trabajo”.

Por otro lado la Cámara Textil también hizo saber que inició gestiones ante el Banco de la Provincia de Buenos Aires, con el propósito de lograr que la entidad les otorgue a “los fabricantes de tejido” una “tasa preferencial para el descuento de cheques de terceros”.

En este caso, el pedido fue realizado a través de una nota que Maisonnave le dirigió al presidente de la entidad financiera, Juan Curuchet.

Allí el dirigente empresarial describió cuáles son las dificultades que atraviesa el sector a causa del fuerte incremento que experimentó la tasa de interés en las últimas semanas.

“Una cosa es que esto sea una medida temporaria y que no exceda  la próxima semana, a que sea un condición que llego para instalarse, si es lo primero los industriales vamos a realizar el esfuerzo necesario para pasar esta situación momentánea, pero si este escenario es permanente, con las tasas actuales de alrededor del 40%, y sin ninguna tasa preferencia para industrias de mano de obra intensivas y de largo proceso productivos, esto afectará negativamente a las empresas del sector, las cuales probablemente deberán tomar decisiones difíciles ya que esta condición afectara los precios, producción y el empleo de una de las industrias pilar del partido de Gral. Pueyrredón y de la provincia de Buenos Aires “, explicó.

Al describir de qué manera este fenómeno impacta en la actividad, Maisonnave precisó que las fábricas de tejido de punto radicadas en Mar del Plata requieren de extensos plazos para completar su ciclo de producción, lo que provoca que transcurran varios meses desde el momento en el cual adquieren la materia prima hasta que finalmente se concreta la venta de sus prendas.

“Debido a este largo proceso recurrimos al permanente uso de valores que debemos negociar en las entidades financieras para contar con el capital de trabajo y liquidez”, explicó y aseguró que “los estrechos márgenes” de beneficio obtenidos por la actividad se ven ahora “todavía más afectados por enorme costo financiero del descuento de valores a altas tasas”.

Por esa razón, en la nota dirigida a Curuchet, Maisonnave pidió que, a la espera de que las entidades financieras vuelvan a reducir sus tasas, el Banco Provincia  le conceda a la actividad “una tasa preferencial del orden del 20% nominal anual”.

 








Comentarios

Back to Top ↑